El Alhelí

El Alhelí es una planta perenne (a veces anual o bianual), tomentosa y que alcanza una altura de 20-80 cm de altura. Presenta tallos gruesos y leñosos en su base. Es una planta resistente. Podemos encontrar Alhelíes con flores simples y dobles, siendo más resistentes los de flores simples.

Características del Alhelí

  • Nombre científico: Matthiola incana
  • Nombre común: Alhelí, Alelí, Alelíes, Alhelíes
  • Familia: Brassicaceae (Cruciferae)
Planta Alhelí
Planta Alhelí

Floración: normalmente florece desde finales de invierno a principios de verano, aunque depende de cuando los sembremos. Las flores tienen fragancia y presentan colores diferentes: morado, rosa, blanco, blanco manchado de rosa, etc. Las flores, una vez polinizadas, dan paso a las vainas. Éstas, una vez secas, las abriremos para extraer las semillas de su interior.

Flores simples de Alhelí
Flores simples de Alhelí

Requerimientos de lo Alhelies

  • Exposición: En el exterior a sol pleno o semisombra.
  • Sustratos: Podemos plantarlos directamente en el suelo del jardín o en macetas. En este último caso buscaremos recipientes profundos, ya que desarrollan bastante su raíz principal. Necesitan sustratos drenados ya que son sensibles al encharcamiento de las raíces. Es recomendable un sustrato para plantas de exterior con un pH comprendido entre 5,6 y 6,2.
  • Riego:  soportan periodos de sequía. Regaremos mojando todo el cepellón, pero dejaremos que el sustrato en superficie se seque, entre un riego y el siguiente.
  • Trasplantes: Si hemos sembrado los alhelíes en semilleros en otoño, cuando éstos alcancen un palmo de altura (10-15 cm) ya podemos trasplantarlos a la tierra del jardín. En climas más severos, podemos plantar el alhelí en el jardín o pasarlo a una maceta de mayor tamaño a finales de invierno o en primavera, cuando las heladas hayan acabado.
  • Abonado: La falta de nutrientes hace que las hojas inferiores amarilleen y se caigan. En concreto, el alhelí es una planta exigente en potasio y su carencia se manifiesta como una quemadura de color pardo en el borde de las hojas más viejas. En primavera y verano podemos abonar con un fertilizante líquido siguiendo minuciosamente las instrucciones del fabricante, ya que si abonamos excesivamente, las hojas adquieren un color verde oscuro y se enrollan. Además, ésto retrasará la floración.
  • Poda: Para prolongar la floración cortaremos las flores tras su marchitamiento.

Propagación

Podemos multiplicar esta planta mediante semillas que sembraremos en otoño. Las semillas germinarán en 7 – 14 días si tienen una temperatura comprendida entre 18-21ºC. Normalmente plantamos los alhelíes en otoño, así la planta llega con un cierto tamaño al invierno y es capaz de resistirlo. Posteriormente florecerá en primavera.

Plántulas de alhelies
Plántulas de alhelíes

También podemos plantar las semillas en la primavera, pero puede que no les de tiempo a florecer y lo hagan en verano o en la siguiente primavera, dependiendo del clima.

Conseguir Alhelíes dobles

Los Alelíes dobles son una hibridación. El problema de los dobles es que no producen semillas, por lo que deberemos sembrar los alelíes dobles cerca de los simples. Con ésto conseguimos que los dobles polinicen a los simples, que si producirán semillas. De éstas, algunos saldrán simples y otros dobles, aunque desde semilla no es posible distinguirlos.

Flores dobles de Alhelí
Flores dobles de Alhelí

Mantener los Alhelíes de un año para otro

Normalmente se suele tomar al alhelí como una planta anual y una vez que ha dado semilla se corta, no obstante, la mata de alhelí puede mantenerse de un año para otro, solo tendremos que cortar las semillas y dejar algunos brotes nuevos. Tendrán un aspecto poco estético pero brotarán de nuevo.

   ✅ No te pierdas el resto de plantas y árboles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *