Mezclas de sustrato para plantas suculentas

El sustrato es el lugar donde se asientan y desarrollan las plantas. Este sustrato puede estar formado por un solo tipo de material o por diferentes materiales mezclados. Un sustrato adecuado es uno que sea aireado, retenga agua y posea nutrientes disponibles para las plantas.

A estas alturas ya os habréis dado cuenta de que la mayoría de los sustratos que venden en los centros de jardinería dejan mucho que desear. Es por ello, que desde hace algunos años hago mis propias mezclas. A continuación expongo 6 mezclas de sustrato para suculentas con sus ventajas y desventajas, así como alternativas en caso de que no podáis conseguir algunos materiales.

Materiales para las mezclas

Antes, repasemos brevemente los posibles materiales a utilizar. No entraré en detalles de cada uno ya que publicaré un artículo donde trataré esta cuestión en profundidad:           

Humus de lombríz: 

Es un material muy nutritivo. Además, aporta microorganismos beneficiosos para nuestras plantas. Podemos comprarlo o hacerlo nosotros mismos. Es el resultado de un proceso de maduración de las excretas de la Lombriz Roja Californiana. Pulsa aquí para ver los vídeos de lombricultura.

Vermicompost casero
Vermicompost casero

Compost:

Formado a partir de restos vegetales (hojas, podas, restos de verduras y hortalizas sin cocer). Aporta nutrientes y microorganismos beneficiosos para nuestras plantas.

Compost casero sin tamizar
Compost casero sin tamizar

Perlita y vermiculita: 

Son materiales muy porosos y ligeros. Favorecen el drenaje y la aireación. Además, en su interior pueden acumular agua que estará disponible para las plantas pero sin encharcar el sustrato. Pulsa aquí para conocer más sobre la vermiculita.

Perlita y Vermiculita
Perlita y Vermiculita

Arena: 

Se trata de arena que podríamos adquirir en algún centro de jardinería o también arena para acuarios o filtros de piscina. En principio rechazaríamos la arena de playa o arena de construcción. Favorece el drenaje y evitan el apelmazamiento. Existen arenas de diferente origen y tamaño de grano.

Arena de grano fino sin tamizar
Arena de grano fino sin tamizar

Fibra de coco:

Es un material procedente de los restos de cosechar cocos. Podemos adquirirlos en cómodos bloques que tras rehidratarlos, multiplicarán su volumen. Pulsa aquí para conocer más sobre la fibra de coco.

Podríamos considerar que el contenido en nutrientes de este material es nulo, sin embargo, posee una alta capacidad para retener nutrientes que aprovecharán nuestras plantas. Sus principales funciones son: generar sustratos mullidos, mantenimiento de la humedad y retención de nutrientes.

Fibra de coco antes y después de hidratarse
Fibra de coco antes y después de hidratarse

Tierra de jardín: 

Se trata de tierra corriente que podemos coger de nuestro jardín,huerto, etc. Su contenido en materia orgánica (y por tanto en nutrientes) es muy variado. Aporta minerales inorgánicos y microorganismos beneficiosos. Su contenido en arcillas también varía dependiendo del tipo de suelo (la arcilla retiene agua y nutrientes). Es una opción pero últimamente prefiero no utilizarla o sustituirla por otros materiales por dos motivos: 

  1. Si es rica en arcillas, en maceta se apelmazará perjudicando a las raíces.
  2. Puede traer hongos perjudiciales y patógenos. 
  3. Esta tierra mineral tarda miles de años en formarse a partir de la mineralización de las rocas, si todos fuésemos al campo, eliminásemos la cubierta vegetal y cogiésemos un cubo de tierra… El planeta ya tiene demasiados problemas, respetémoslo.
Tierra de jardín rica en arcillas
Tierra de jardín rica en arcillas

Turba: 

Este material está muy extendido y constituye el principal componente de muchos sustratos comerciales (por ejemplo el sustrato universal). 

Se extraen de las turberas y son el resultado de la descomposición de vegetales en condiciones de humedad y escasez de oxigenación. Sin embargo, este material tarda cientos de años en formarse por lo que normalmente para su extracción se destruyen importantes zonas naturales.

Turba negra
Turba negra

Ahora si, las mezclas:

MEZCLAS DE SUSTRATO PARA SUCULENTAS

Mezcla A: 1 parte de Arena + 1 parte de Vermiculita (ó perlita) +1 parte de Fibra coco + 1 parte de Humus de lombriz.

Opinión: Ã‰sta es la mejor mezcla en mi opinión. Aunque tienen otras características destacamos las siguientes: El humus aporta nutrientes de liberación lenta y microorganismos beneficiosos; la fibra de coco retiene agua; la vermiculita facilita la aireación, el drenaje y retiene agua en su seno sin encharcar el sustrato; y la arena facilita el drenaje. Podemos sustituir la vermiculita por perlita, aunque prefiero la primera, ya que la perlita pesa muy poco y tiende a irse a la superficie cuando regamos. También podemos usar una mezcla de ambas.

Mezcla B: 2 partes de Arena + 1 parte de Fibra coco + 1 parte de Humus de lombriz.

Opinión: Ã‰sta es la mezcla que más me gusta, sencilla pero efectiva. Aunque tienen otras características destacamos las siguientes: El humus aporta nutrientes de liberación lenta y microorganismos beneficiosos, la fibra de coco retiene agua y la arena facilita el drenaje.

Mezcla C: 2 partes de Arena + 1 parte de Fibra coco + 1 parte deCompost.

Opinión: Ã‰sta mezcla es menos nutritiva que la de humus, no obstante, las plantas suculentas no tienen altos requerimientos nutritivos y quizás sea más fácil obtener compost que humus de lombriz a nivel casero. El compost aporta nutrientes y microorganismos beneficiosos, la fibra de coco retiene agua y la arena facilita el drenaje.

Mezcla D: 1 partes de Arena + 1 parte de vermiculita (ó perlita)+ 1 parte de Fibra coco + 1 parte de Compost.

Opinión: Es una variante más completa a la mezcla anterior.

Mezcla E: 1 partes de Arena + 1 parte de vermiculita (óperlita) + 1 parte de compost + 1 parte de tierra de jardín.

Opinión: En este caso la proporción de arena, materia orgánica y arcilla que puede contener la tierra de jardín es variable, por eso usaremos la intuición: si tras realizar la mezcla observamos que queda muy compacta o retiene mucha agua añadiremos más arena (ó perlita ó vermiculita).

Mezcla F: 2 partes de Arena + 1 parte de compost + 1 parte de tierra de jardín

Opinión: Mismas consideraciones que en el caso anterior. Tanto en esta mezcla como en la anterior podemos utilizar humus en vez de compost, no obstante, como la tierra de jardín ya posee cierta cantidad de nutrientes no es necesario un elemento tan nutritivo. Tanto en esta mezcla como en la anterior hemos quitado la fibra de coco, ya que las arcillas que contenga la tierra de jardín actuarán reteniendo la humedad.

Alternativas:

  1. El humus de lombriz puede ser sustituido por compost o estiércol maduro. Si no podemos conseguir ninguno de los anteriores, podemos agregar sustrato universal comercial (trae fertilizantes añadidos y nos hará el apaño al menos durante algún tiempo).
  2. La fibra de coco puede ser sustituida por musgo Sphagnum o turba. Si no podéis conseguir ni musgo Sphagnum, ni turba, ni fibra de coco, añadid menos arena, así favoreceremos la retención de agua (las suculentas necesitan poca agua, pero también la necesitan).

Vídeo

Mezclas de sustrato para suculentas “regulinchis”:

En este apartado os comento algunas mezclas de sustrato para suculentas que podéis realizar cuando no tengáis a mano algunos elementos anteriores. No son demasiado buenas pero nos sacarán del paso.

  • Una parte de Tierra de Jardín + una parte de arena
  • 1 parte de Compost + 1 parte arena
  • Una parte de Sustrato universal + una parte de arena
  •  1 parte Humus de lombriz + 1 ó 2 partes de arena

Resumen mezclas de sustrato para suculentas:

Resumen mezclas de sustrato para suculentas

Resumen en vídeo

No obstante, debemos tener en cuenta el clima donde nos encontremos (lugares húmedos añadiremos más material drenante y en lugares secos lo reduciremos). Así que os animo a probar,experimentar y comentar los resultados:)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *